Antihistaminicos

Etilendiaminas

Las etilendiaminas fueron los primeros antihistamínicos en dar resultados clínicos positivos.

Mepiramina

La mepiramina (también conocida como pirilamina) es un antihistamínico selectivo del receptor H1 de la histamina. Sin embargo, no es del todo selectivo, impregna rápidamente el cerebro y causa a menudo somnolencia como efecto secundario. Tiene un ligero efecto anestésico local. Se utiliza principalmente en productos combinados contra el resfriado y los síntomas menstruales, pero también en forma de crema (mepiramina maleato) para tratar picaduras de insectos y urticarias. Entre sus reacciones adversas más frecuentes están la sedación, sequedad de boca, debilidad muscular e insomnio.

Antazolina

La antazolina es un antihistamínico que se utiliza para aliviar la congestión nasal y, en combinación con la nafazolina o la xilometazolina, para combatir las molestias provocadas por la conjuntivitisLa conjuntivitis es una inflamación de la conjuntiva (la ca... Más alérgica. Previene y alivia los síntomas típicos de las alergias oculares como el picor, el lagrimeo y la secreción mucosa. No deben usarla las personas con enfermedad cardíaca, hipertensión o glaucoma de ángulo estrecho. Hay algunos estudios que indican que la antazolina tiene un efecto protector sobre el cerebro.

Salir de la versión móvil